Nacho - 1983

Escritor: César Miguel Rondón

Alba Roversi y Guillermo Dávila

Tema musical: "Sólo pienso en tí" interpretado por Guillermo Dávila

Nacho fue una telenovela venezolana de 1983 producida y transmitida por Venevisión. Fue una secuela de la telenovela 1982, Ligia Elena, escrita por César Miguel Rondón. Alba Roversi y Guillermo Dávila representan su papel como los principales protagonistas.

"Ligia Elena" narra la historia de Ligia Elena Irazábal (Alba Roversi), una muchacha linda y rica quien conoce a Ignacio Ramón Nacho Gamboa (Guillermo Dávila), un alocado muchacho de barrio, quien es hijo de Pancholón, chofer de las Irazábal.

Nacho es técnico de teléfonos, por lo que Pancholón lo lleva un día a reparar el teléfono en la casa de su patrona, es así como se produce el encuentro de los protagonistas. Nacho trabaja por las noches en un night club llamado El gato enmochilado, lugar al que invita a Ligia Elena para que lo vea tocar, ella acepta y va hasta el sitio acompañada de su mejor amiga.

Ligia Elena se enamora de Nacho, pero ya está comprometida con Alfredo, un joven abogado, con el cual se casa en una fiesta donde Nacho fue invitado para cantar, donde un productor disquero lo descubre y lo lanza al estrellato. Nacho pega todas sus canciones en la radio y se transforma en un ídolo. Nacho vuelve a buscar a Ligia Elena, esta decide divorciarse, volviendo con Nacho.

Ligia Elena marcó un hito en la televisión venezolana y es hasta hoy una de de las telenovelas de mayor audiencia. En septiembre de 1982, RCTV dominaba el horario estelar, Tabaré Pérez, ejecutivo de Venevisión, propuso a la directiva del canal poner en el aire una historia juvenil, la cual tendría como protagonistas a Alba Roversi (quien había destacado en María Fernanda) y el poco conocido Guillermo Dávila. La telenovela sería escrita por un novato, César Miguel Rondón.

El ejecutivo fue tajante, si no aceptaban la propuesta, él renunciaría, le compraron la idea, pero para una miniserie de cuatro o cinco capítulos, y como tal se comenzó a emitir un jueves a las 19:30. El éxito fue inmediato, nadie, ni directivos ni protagonistas, ni César Miguel Rondón y ni siquiera Tabaré Pérez, pensaba que se armaría un boom de esa dimensión apenas con un primer capítulo.

La euforia fue tal que de inmediato pasó a ocupar el horario estelar, Ligia Elena rápidamente le arrebató el primer lugar de audiencia a la competencia y se ganó el derecho no solo a perdurar 59 capítulos más, sino que, para burlar la legislación, se hizo una secuela que nombraron "Nacho", concebida como una segunda etapa de la telenovela (A partir de 1985 ambas telenovelas fueron condensadas en una sola bajo el título de la primera).

Esta telenovela proyectó definitivamente a César Miguel Rondón como una de las plumas más prestigiosas de Venezuela. Desde Ligia Elena, César Miguel Rondón tomó dos amuletos: el nombre de El gato enmochilado, con el cual bautizó todos los bares de sus telenovelas; y el apellido Gamboa, puesto para algunos de los personajes principales.

Ante tal éxito, María Conchita Alonso que disfrutada de su rotundo triunfo en Hollywood, fue invitada a grabar capítulos en esta telenovela (Nacho), aumentando incluso más el raiting de la telenovela.


Guillermo Dávila y María Conchita Alonso

 

Fuentes:

Recuerdo sensacional:

Entrada:

 

Fundación sin fines de lucro

Veefauna (Venezuela endorsa a su fauna)
VeeFauna es una organicación benéfica para ayudar a salvar vidas de animalitos en Venezuela

PAYPAL: veefauna@gmail.com
CITIBANK
Fundación Vee Fauna
ABA/ROUTER: 322271724
Cuenta/Acct: 207383548
Memo:VEEFAUNA